Blogia
cruz del sur

el film

Diez cuadras de ciudad, son diez historias sin clemencia. Y a nosotros que nos gusta caminar, hay días que nos duele el frío de la sangre… hasta la médula.

Hoy íbamos al cine y el trayecto se pobló de puñales, cortando el cortinado brilloso del invierno. Porque brotan fértiles las manos del hambre o los pies del olvido. Porque huele a pegamento el calor alucinado… y se ahoga más hondo en un tetra, la razón…

Así de claro, el ver de frente a los ojos puede ser un don… o un defecto y él, por ahora se niega a los discursos pero sabe cómo no dolerme a indiferencia y entonces, me sigue los pasos con cautela minuciosa y silencioso vínculo, de observador.

La oscuridad de las butacas nos llevó bien cerca de la última fila y como siempre… desde abajo o desde atrás la condición humana se vuelve perceptible, lánguida, palpable…

Chicas y chicos ruidosos, kilos de pop-corn fosforescente, golosinas importadas y hasta exóticos platos de menú.
Hombres y mujeres de vivo plumaje, risas sin sonrisa y manos calientes irradiando rezos- neones al dios celular.

Él se recostó en su respaldo, me miró de reojo y bostezó… “Pobres o ricos es igual. Todos buscan llenarse de algo, que los haga olvidar la realidad….. no?”

De acuerdo. Estábamos en un cine, a eso fuimos. Pero la película a la que se estaba refiriendo era otra…. Sin principio definido, ni final…

rojAmheL
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

rojA -

GRACIAS por venir a visitarme, Mabel... y por las palabras !

Mabel A. Castillo -

Leì "El film" y pude visualizar cada imagen, me pareciò ver fotografìas, pinturas. Lo relaciono con la poesìa imagista, con los "haiku". Es bellìsimo. Y terrible. Asì vivimos en Buenos Aires...Gracias por compartirlo!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres